Descubriendo Asia

image

Hace dos años de mi primer encuentro con Asia. Después de muchísimas horas de vuelos y escalas llegamos a Tailandia. Lo único que pasó por mi mente en ese momento fue ¿QUE ME HABÍA ESTADO PERDIENDO TODO ESTE TIEMPO?!!!

Ya había viajado a muchos sitios desde pequeña, algo de Norteamérica, Centroamérica, Europa, Marruecos entre otros. Pero al aterrizar en Asia, qué maravilla!!! Este lugar despertó en mí nuevas inquietudes. Llevo ya algunos años en la práctica de yoga, realizando meditaciones y llevando mi camino bajo esta nueva filosofía de vida, como os contaba en el post anterior; pero fue al llegar a este continente lo que realmente hizo darme cuenta de cómo toda esa búsqueda de conexión interior que perseguía, también podía verla reflejada en el exterior.

Descubrir sensaciones que ni sabía que tenía en mí, lo que mis ojos veían y lo que mi cuerpo sentía… esa sensación de que se te eriza la piel, qué sólo te pasa cuando estás en lugares maravillosos. Su gente, sus templos, sus playas, todo maravilloso; pero en especial sus sonrisas. Había llegado a la tierra de las SONRISAS.

De nuevo el miedo e incertidumbre al no saber qué esperar. Esas sensaciones similares a las que experimenté en mi primer clase de yoga y en mis primeras meditaciones; fue llevar todo eso y trasladarlo a este lugar MAGICO.

 

El gesto que realizan al saludar parecido al rezo, Wai Prah o más comúnmente “Wai” fue una de las cosas que más me cautivó de su gente, su suavidad al hacerlo, juntando las dos manos al pecho y llevándolas a la altura de la barbilla y siempre acompañado de una sonrisa; un gesto tanto de saludo como despedida junto con la palabra “Sawasdee krap/ka”, que dependiendo sí eres hombre o mujer se dice de una forma u otra. En el caso del hombre el saludo terminaría con la palabra krap y en caso de la mujer con ka. El tailandés muestra respeto hacia la otra persona de esta forma, reconoce la importancia de ésta y con la sonrisa refleja la nobleza. Claramente, un gesto cargado de significado.

No sólo fue viajar hasta aquí, sino retroceder en el tiempo para verme a mí misma realizando este gesto por primera vez, y estar en un sitio dónde lo recibes de todas las personas; hacen que te sientas llena de gratitud. Se crea una conexión con esa persona, intercambias un gesto tan puro y a la vez tan sencillo.

Un país donde el budismo lo domina todo, gran cantidad de imágenes de Buda por doquier, una enorme cantidad de templos, múltiples ofrendas y monjes vestidos de azafrán por las calles. Te inspira un gran respeto por toda su cultura. Cada lugar nuevo que visitábamos, más me enamoraba, más me cautivaba y más deseos tenía de algún día volver por muchísimo más tiempo.

En el Wat Si Chum, que significa templo del árbol de la iluminación, se esconde la imagen de Buda más característica de Sukhotai, llamado Phra Acana que significa Imperturbable. Una imagen de 15 metros de altura y 12 de ancho, con facciones e impresionantes detalles que la hacen ser una de las más preciosas. Llamó rápidamente mi atención, era uno de los primeros templos que visitábamos y además por lo que significaba su nombre. Ahí posaba esa belleza de imagen, la cual transmitía serenidad y paz. A partir de ahí, cada templo que visitaba y cada imagen que observaba me hacia sentir esa sensación y esa conexión que me había dejado Phra Acana.

En Ayutthaya, una de las imágenes más conocidas, la cabeza del Buda, un buda sonriente rodeado por las raíces de un árbol en uno de los templos más bonitos, Wat Mahathat.

Y así numerosos sitios con ese encanto característico. Sin olvidar mencionar sus paradisíacas playas, donde realmente te sientes “imperturbable”.

Al año siguiente, unas ganas de seguir descubriendo y seguir enamorándome de este continente, me lleva a Indonesia. Una mezcla de “shock cultural” y sensaciones similares a estar en tailandia; con lugares tan asombrosos que me quedaba sin aliento.

La primera palabra que aprendí, Terikamasi; que significa gracias, de nuevo me traslada a esa sensación de conexión con su gente y gratitud infinita.

En la isla de Java es donde se encuentran dos de los templos más espectaculares en los que he estado. El templo budista más grande del mundo, Borobudur, donde vivimos una experiencia inolvidable del viaje al ver el amanecer desde una colina desde la que se observaba el templo. Espectacular! De este templo se dice que si es visto desde el aire, toma la forma de un mandala budista y representa la cosmología budista y la naturaleza de la mente.

El atardecer lo vivimos en el templo hinduista más grande del mundo, Prambanan. Formado por más de doscientos templos, aunque se dice que antiguamente llegó a tener hasta mil. Su templo principal Candi Shiva, de 47 metros de altura, donde se encuentra la estatua de Durga, la esposa de Shiva, que se identifica como la princesa petrificada “Loro Jonggrang”.

Todo este conjunto de templos transmiten una energía especial, cada uno con su historia y crean un mayor entendimiento de estas dos religiones, las cuales se asocian con las prácticas de meditación y el yoga, de las cuales he leído tanto.

Estos dos lugares mágicos también pusieron en mi camino a las personas con las que realicé los viajes; personas que te hacen ver el mundo de una forma diferente. Personas que al día de hoy están en mi corazón y agradezco haber conocido. Personas sonrientes, aventureras, viajeras y con unas ganas tremendas de vivir!

Asia me ha dejado con muchas ganas de volver y recorrer todos sus rincones, donde podré profundizar en mi camino, ya que para mí, Asia es significado de buenas energías, yoga y meditación.
Un continente donde confirmé en mi interior, que éste, era el camino que quería seguir para mí. Seguir descubriendo el mundo en búsqueda de estas sensaciones y conexiones. El camino de seguir viajando y conectando mediante sonrisas.

Definitivamente volveré!!

” Para meditar sólo debes sonreír. Sonríe con la cara, sonríe con la mente y vendrá buena energía y limpia la energía sucia. Incluso sonríe con tu hígado ”

– Ketut Liyer

Pura vida,
Nat

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto:
search previous next tag category expand menu location phone mail time cart zoom edit close